El Ibex 35 sigue marcando mínimos

Las Bolsas europeas, y especialmente la Bolsa española, están sufriendo una severa corrección que pocos analistas esperaban, mientras el mercado americano aguanta en máximos. El Ibex 35 no ha parado de bajar desde el pasado 28 de agosto -a excepción de un día en el que quedó en tablas- y pierde casi un 4% en ocho sesiones, en las que ha pasado de los 9.600 puntos a mínimos de diciembre de 2016 en torno a los 9.200 puntos. Y en agosto el selectivo ya había perdido un 4,77%.

El recrudecimiento de las tensiones comerciales y la crisis de los emergentes han llevado al Ibex 35 a romper soportes. Y, en estos niveles, los analistas no descartan más caídas y que se lleguen a perder los 9.000 puntos. Los expertos coinciden en que el proteccionismo continúa siendo el principal riesgo, pero no es el único. Turquía, Argentina y el contagio a otros países emergentes, la política europea con Italia en el foco y el Brexit son otros factores a vigilar, sin olvidarse de la normalización monetaria gradual.

Así, según Ramón Morell, responsable de Experiencia Trading, de continuar las caídas, el Ibex 35 se iría directamente a los 9.000 puntos porque, según explica, "el nivel actual en 9.250 es un soporte básico y debajo hay vacío hasta los 9.000 y, más abajo, nos iríamos a 8.800". Considera que es "ciertamente sorprende la resistencia a subir que estamos sufriendo, aunque Europa en conjunto no está nada animada esta temporada que rompe máximos en EE UU". No obstante, cree que habrá recuperación en las semanas que vienen "porque el mercado tiende a descontarlo todo primero".

Félix López, de SelfBank, no descarta que los descensos se intensifiquen, dado que "se está produciendo un ajuste generalizado de carteras que están reduciendo el peso de los activos de riesgo". Además, apunta que el dinero se está yendo de la renta variable europea a la americana porque "en caso de una intensificación de la guerra comercial, la Bolsa americana no se vería tan perjudicada al depender más del consumo doméstico que del comercio internacional". López ve el siguiente soporte importante del Ibex en los 8.500 puntos que tocó el selectivo en noviembre de 2016, coincidiendo con la victoria de Trump en las urnas. Para ello el Ibex tendría que perder un 8% desde los niveles actuales, "algo improbable porque dejaría al selectivo muy atractivo en términos de PER", dice.

La Bolsa española es una de las que más baratas se encuentran en términos de PER (a día de hoy ronda un nivel de 12x, muy inferior a su media histórica), aún está lejos de sus máximos históricos, y cuenta con una rentabilidad por dividendo atractiva del 4,4%.

14/09/2018|