La Fed realizará compras ilimitadas de activos durante el tiempo que sea necesario

La Reserva Federal (Fed) redobla sus esfuerzos y saca su bazuca para llevar a cabo una "acción agresiva" capaz de contrarrestar la crisis del Covid-19. El banco central que preside Jerome Powell ha anunciado que comprará una cantidad ilimitada de bonos del Tesoro y valores respaldados por hipotecas para respaldar a los mercados financieros.

Los riesgos económicos que plantea la crisis del coronavirus han llevado a los miembros del Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC, por sus siglas en inglés) Fed a enmendar su plan de compra de activos. El regulador estadounidense ha asegurado que comprará activos en las cantidades necesarias para garantizar la estabilidad de los mercados y la efectividad de su política monetaria.

En su última reunión de política monetaria la Fed bajó los tipos a cero y aprobó comprar 700.000 millones de dólares (651.508 millones de euros). Ahora, la autoridad monetaria ha reiterado que está "comprometida" para usar todos las herramientas a su disposición para apoyar a los hogares, a los negocios y a la economía estadounidense en general, por lo que "continuará comprando valores del Tesoro y titulizaciones hipotecarias en las cantidades necesarias".

El organismo federal ha anunciado un nuevo programa de medidas extraordinarias para compensar las "interrupciones severas" causadas por la crisis del Covid-19, respaldando un rango de crédito sin precedentes para hogares, y pequeñas y grandes empresas.

La Fed concederá préstamos estudiantiles, préstamos al consumo, y préstamos respaldados por el Gobierno a pequeñas empresas. También comprará bonos de grandes compañías y les otorgará préstamos en un periodo de cuatro años de financiación puente. En los próximos días anunciará un programa de préstamos que extenderá el crédito a las pequeñas y medianas empresas. Además, continuará realizando operaciones de recompra (repo) de "gran escala" de forma diaria para garantizar la liquidez, así como que vigilará "de cerca" las condiciones de los mercados.

"A pesar de que existe una gran incertidumbre, se ha vuelto evidente que nuestra economía afrontará interrupciones severas. Se deben tomar esfuerzos agresivos en los sectores público y privado para limitar las pérdidas de empleo e ingresos y para promover una rápida recuperación una vez que hayan terminado las interrupciones", ha explicado el banco central estadounidense.

La Fed ha anunciado que ampliará las compras de bonos del Tesoro y las de valores respaldados por hipotecas el tiempo que sea necesario para "respaldar el buen funcionamiento del mercado y la transmisión efectiva de la política monetaria". El objetivo de está expansión cuantitativa (QE, por sus siglas en inglés) sin límites es garantizar unas condiciones financieras más "holgadas".

26/03/2020|