Tres de cada cuatro contratos a tiempo parcial son para mujeres

El informe publicado por Comisiones Obreras resalta que el 75% de la población asalariada a jornada parcial está compuesta por mujeres, y gran parte de ellas lo hacen de manera involuntaria debido a la responsabilidad de las tareas de cuidado familiar. Además, influyen los complementos salariales y la mayor inactividad de las mujeres por dedicarse a los cuidados, con 1,9 millones de mujeres que no trabajan por esta razón, lo que genera diferencias que comienzan a manifestarse con la maternidad.

El informe destaca que, para las mujeres, el número de hijos está directamente relacionado con una marcada disminución en la tasa de empleo. El empleo a tiempo parcial también explica el 70% de la brecha salarial de género, que en 2022 se situó en el 18,6%. Las mujeres ganan en promedio 4.300 euros menos al año que los hombres, principalmente porque reducen su jornada para encargarse de los cuidados.

En términos absolutos, la brecha salarial alcanza los 4.341 euros. Esto se refleja en un salario medio anual del empleo principal de 27.642 euros para hombres y 23.301 euros para mujeres en 2022, según los últimos datos de salarios de la Encuesta de Población Activa (EPA). La diferencia de 4.341 euros entre la ganancia media anual de mujeres y hombres representa una brecha del 18,6%, el nivel más bajo en 15 años, mitigado por los sucesivos aumentos del salario mínimo interprofesional (SMI).

CCOO demanda una nueva regulación del empleo parcial que promueva el uso de las horas complementarias, de manera que cuando estas superen un determinado porcentaje en un periodo de tiempo establecido, pasen a formar parte de la jornada ordinaria, ya sea aumentando las horas de esa parcialidad o pasando a jornada completa.

(Expansión, 08-02-2024)

13/02/2024|