El Banco de España se pronunciará sobre si los gastos hipotecarios deben devolverse con intereses

Los costos relacionados con hipotecas han emergido como el punto álgido en las disputas entre entidades bancarias y clientes. Una sentencia de la Unión Europea ha forzado a los bancos a reembolsar los costos asociados con la formalización de préstamos, aunque este proceso no está exento de dificultades y división de opiniones. En particular, el Banco de España ha admitido una reclamación contra CaixaBank, el único banco que ha estado reembolsando automáticamente los costos hipotecarios. Sin embargo, CaixaBank está reintegrando estos gastos sin incluir los intereses legales, que actualmente se sitúan en el 4,08%.

La reclamación fue presentada por la asociación de consumidores Asufin, la cual señala que en ciertos casos, los intereses de demora pueden aumentar considerablemente el monto total a reembolsar. CaixaBank argumenta que está actuando de acuerdo con la legislación vigente al momento de la firma del contrato, respaldado por la doctrina del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) y el Tribunal Supremo.

En concreto, CaixaBank se hace cargo de los honorarios registrales por la inscripción de la garantía hipotecaria, los gastos de gestoría, la mitad de los honorarios notariales por la escritura hipotecaria, y los costos de tasación. En cambio, el prestatario debe asumir el Impuesto de Actos Jurídicos Documentados (AJD) y los gastos asociados a la cancelación de la hipoteca.

Cuando los clientes presentan sus facturas y contratos a CaixaBank, el banco procede a reembolsar estos gastos, ofreciendo la posibilidad de reducir deudas pendientes si las hubiera. Sin embargo, en algunos casos, esto se hace sin incluir los intereses de demora, lo cual ha motivado la reclamación de Asufin ante el Banco de España. Aunque CaixaBank ha establecido acuerdos rápidos con juzgados en varias ciudades, incluyendo Barcelona, Pamplona, Burgos, Valladolid, Palencia y Murcia, en donde se incluyen los intereses, la disputa sobre la inclusión de estos intereses continúa.

La decisión del servicio de reclamaciones del Banco de España no es definitiva, ya que cabe la posibilidad de apelación ante la justicia. No obstante, los procesos judiciales tienden a coincidir con el dictamen del Banco de España. En este contexto, se discute si los reembolsos de costos hipotecarios deben incluir intereses. Aunque persiste cierta confusión en las reclamaciones por este motivo, los principales bancos reconocen que están enfrentando un gran número de solicitudes.

Algunos bancos rechazan las reclamaciones apelando a una sentencia de la Audiencia Provincial de Barcelona que considera que los clientes podrían haber reclamado cuando se establecieron los juzgados especializados en 2017. En Barcelona, el plazo de prescripción es de 10 años, permitiendo continuar con reclamaciones, mientras que en el resto de España es de cinco años, criterio que algunas entidades utilizan para rechazar solicitudes.

Otros bancos rechazan o estudian las reclamaciones caso por caso. Por ejemplo, Santander y BBVA rechazan las reclamaciones, argumentando la prescripción de la acción de restitución. Sabadell, Abanca y Unicaja analizan cada caso individualmente, mientras que Kutxabank ha optado por aceptar las reclamaciones pero pospone los reembolsos hasta que el Tribunal Supremo clarifique los plazos.

(El Confidencial, 25-04-2024)

30/04/2024|