Los fijos discontinuos acaparan el 52% del empleo creado en abril

España ha alcanzado la marca de los 21 millones de afiliados medios, gracias al aumento de 199.539 nuevos afiliados el pasado mes de abril. Este hito histórico ha sido posible en gran medida debido a los contratos fijos discontinuos, que contribuyeron con el 52,7% del total de nuevos empleos y representaron el 61,2% de los trabajadores por cuenta ajena. Sin embargo, surge la interrogante sobre si este repunte corresponde realmente a una creación genuina de empleo o simplemente a una "reactivación" de trabajadores porque sus empresas los han vuelto a llamar.

Los contratos fijos discontinuos son aquellos indefinidos pero asociados a actividades eventuales. Cuando estas actividades cesan, los trabajadores entran en un período de "inactividad" hasta que son requeridos nuevamente por la empresa. Durante este lapso, se da de baja a la Seguridad Social, no se percibe salario y, si se ha cotizado lo suficiente, se puede acceder al desempleo y solicitar una prestación, aunque no se considera como desempleado.

Estas particularidades han generado controversia en torno al supuesto maquillaje de las cifras de desempleo registrado. Sin embargo, se presta poca atención a la posible distorsión en las estadísticas de afiliación, ya que cuando estos trabajadores son llamados nuevamente, vuelven a cotizar y su alta se reactiva.

El aumento de los afiliados medios fijos discontinuos en abril, que ascendió a 105.119, representa más de la mitad del aumento general de la afiliación y seis de cada diez nuevos asalariados del Régimen General. Específicamente, el sector de la hostelería, conocido por su estacionalidad, concentra siete de cada diez de estos nuevos empleos, lo que plantea una situación que recuerda al fenómeno de los empleos temporales previo a la reforma laboral.

La falta de desglose de cuántas de estas altas corresponden a nuevos empleos y cuántas son llamamientos genera incertidumbre. Además, los datos de contratación del SEPE no son concluyentes, ya que se registraron 1,16 millones de contratos para menos de 200.000 afiliados nuevos, de los cuales solo el 16% correspondió a fijos discontinuos.

Aunque el Gobierno argumenta que el peso de los fijos discontinuos en el empleo es reducido, representando solo el 4,7% de la afiliación y el 6% de los asalariados, esto demuestra que su contribución a la creación de empleo es mucho menor que la volatilidad mensual que añaden a la afiliación.

Al analizar la creación de empleo interanual, se observa que la mayoría de este incremento se concentra en asalariados con contrato indefinido ordinario a jornada completa, mientras que la ganancia anual de los fijos discontinuos representa solo el 3,5% del total de la ocupación creada en el último año. Las cifras a mediano y largo plazo desdibujan el efecto de los fijos discontinuos en el empleo mensual.

(El Economista, 07-05-2024)

08/05/2024|