Las ‘Big Four’ impulsan sus ingresos casi un 12% el pasado año y alcanzan los 3.220 millones de euros de facturación

Las principales firmas de servicios profesionales, conocidas como las Big Four, han vuelto a mejorar sus resultados con una facturación conjunta que supera los 3.200 millones de euros. En el último ejercicio fiscal, Deloitte, PwC, EY y KPMG registraron ingresos combinados de 3.220 millones de euros, lo que representa un aumento del 11,9% respecto al año anterior y el mayor crecimiento experimentado desde 2008, según el ranking elaborado por EXPANSIÓN basado en los datos proporcionados por más de cuarenta compañías del sector. En comparación con las cifras previas a la pandemia, estas empresas facturan casi 800 millones de euros más que en 2019.

Deloitte lidera la clasificación al superar por primera vez la marca de los mil millones de euros de facturación, alcanzando los 1.067,8 millones de euros, con un crecimiento del 9,5% en el último ejercicio fiscal, que finalizó el 31 de mayo de 2023. La firma, que ha reorganizado sus áreas a nivel global, obtuvo una facturación de 477,4 millones de euros en el negocio de tecnología y transformación, un 12,4% más en términos comparables. Le sigue la división de estrategia, riesgo y transacciones, con ingresos de 205,6 millones de euros (+8,2%). Ambas divisiones, que proporcionan asesoramiento a clientes, generaron conjuntamente 683 millones de euros el año pasado. En auditoría, Deloitte ingresó 184,7 millones de euros, un 5,9% más, y en fiscal y legal facturó 200,1 millones de euros, un 7,5% más.

PwC se posiciona en segundo lugar con ingresos de 794,5 millones de euros (+10,4%). La principal línea de negocio de la compañía es la auditoría, con 337,6 millones de euros (+10,2%), donde han ganado cuentas como Merlin, Abanca, Eroski y Applus. El área de consultoría creció hasta los 256,3 millones de euros (+8,9%), mientras que la división de asesoramiento legal y tributario generó 200,6 millones de euros de facturación (+12,9%).

La firma continúa siendo líder en número de operaciones asesoradas, según los rankings de London Stock Exchange Group (anteriormente Refinitiv), Mergermarket, Dealogic, Bloomberg y TTR. El ejercicio fiscal de PwC va desde el 1 de julio de 2022 hasta el 30 de junio de 2023.

EY experimenta el crecimiento más sólido de las Big Four, con ingresos de 755,5 millones de euros (+18,7%), con aumentos de dos dígitos en todas sus áreas. Su ejercicio fiscal abarca desde el 1 de julio de 2022 hasta el 30 de junio de 2023. La división de consultoría es la más importante para la firma, con 241,9 millones de euros (+31,4%) y el mayor crecimiento. Le sigue la línea de auditoría, con 227,8 millones de euros (+14,2%), el negocio de asesoramiento legal y tributario, con 196,4 millones de euros (+14,5%), y el de transacciones, que alcanza los 89,5 millones de euros (+10,49%).

KPMG también registra un crecimiento de dos dígitos, alcanzando los 601,7 millones de euros (+10,3%) en su último ejercicio fiscal, que abarca del 1 de octubre de 2022 al 30 de septiembre de 2023.

La división de auditoría de KPMG, que ha sumado cuentas como Unicaja y el Banco de España, se mantiene como la más fuerte del grupo con 323,2 millones de euros (+10,5%), seguida de la línea de consultoría, que creció hasta los 155,18 millones de euros (+10,68%), y la de asesoramiento legal y tributario, que ascendió a 123,26 millones de euros (+9,37%).

(Expansión, 15-04-2024)

15/05/2024|